Entradas

Mowgli Holmes - ADN

En búsqueda del ADN de la marihuana

A Mowgli Holmes lo llaman el científico loco de la marihuana porque quiere secuenciar el ADN del cannabis. Para alcanzar su meta ha recogido casi 2000 muestras de todo el mundo

De una manera universal y genérica la marihuana se ha clasificado en dos tipos: sativa e índica. Mientras la primera provoca euforia, estimulación y “colocón”, la segunda induce a la somnolencia y tiene un efecto más sedante. Hoja ancha vs hoja estrecha. Esta clasificación comenzó en 1970 y a día de hoy todavía sigue siendo vigente. Pero estas nomenclaturas y etiquetas pueden cambiar en un futuro no muy lejano, cuando un investigador al que ya llaman el “científico loco de la marihuana” acabe de mapear el genoma de la planta. Mowgli Holmes se ha propuesto secuenciar el ADN de cada tipo de cannabis que hay en el mundo, algo que podría cambiar todo lo que se conoce actualmente de la marihuana.

Foto: Youtube

Foto: Youtube

Holmes, que había enfocado su carrera en el estudio de los virus (en especial el VIH), volvió a su Oregón natal en 2013, justo en plena eclosión cannábica que desembocó el pasado año en la legalización del consumo recreativo. Trescientos dispensarios a lo largo del estado que pueden comercializar marihuana a cualquier persona mayor de 21 años. Una nueva industria que estaba “estallando” y que tenía un riesgo para el científico: encasillar su carrera al estudio de la hierba. De hecho, la etiqueta ya se la ha ganado. Otros peros se los encontró a nivel legislativo. La marihuana sigue siendo ilegal a nivel federal, por lo que la única manera de investigar de una manera lícita era usando muestras cultivadas en el ‘Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas’, en Missisipi. Una marihuana que según Mowgli Holmes es una “célebre porquería”. Pero los incentivos eran aún mayores. Todo un reto laboral y con cotas casi artísticas: “Aquí tenemos un organismo completo sobre el cual, en esencia, no existe un cuerpo de conocimientos… Esto es algo que no sucede en la ciencia. Una planta como esta que ha estado fuera de límites para la investigación”.

El laboratorio de Holmes, bautizado como ‘Phylos Bioscience’, y sus diez empleados se encuentra en la ‘Universidad de Salud y Ciencias’ de Oregón. El equipo de investigación ha recogido casi 2000 muestras de todo el mundo e  ingresado 1500 en el programa de software que organiza el ADN en distintos grupos y que muestra a modo de constelación de estrellas las cepas. De esta manera y con un simple vistazo pueden comprobar cómo están relacionadas entre sí.

Apuntes de Mowgli Holmes - Foto: Youtube

Apuntes de Mowgli Holmes – Foto: Youtube

Colombia, Tailandia, México, Afganistán, India, Uruguay o Namibia son algunos de los países de donde provienen algunas de las plantas más raras, valiosas y antiguas. Son variedades que provienen de coleccionistas, herbarios o museos. Ahora mismo Holmes tiene un objetivo en su punto de mira: una cepa de 2700 años que proviene del norte de China.

Algunos de los objetivos que tiene el científico son, una vez acabe el mapa de ADN, resolver algunas enigmas como conocer dónde se originaron las plantaciones de marihuana nativas de los Estados Unidos (actualmente provienen de cepas afganas y tailandesas introducidas de contrabando en la década de los 60) o hacer entender tanto a cultivadores como a consumidores que están produciendo y consumiendo. Pero sobre todo, desarrollar variantes específicas con fines, sobre todo medicinales. Marihuana a la carta.

Cliff Robinson, empresario del cannabis - Imagen: PINTEREST

Cliff Robinson, de jugador de la NBA a empresario del cannabis

Cliff Robinson, ex jugador de la NBA, se marca un Snoop Dogg y crea su propia empresa relacionada con la marihuana

Le llamaban Uncle Cliffy. Una especie de juego de palabras que se derivaba de Uncle Spliffy, que, traducido del inglés, quiere decir “tío porreta”Cliff Robinson, jugador de la NBA durante 18 temporadas, fue sancionado en una ocasión por consumo de marihuana. Su pasión, sin embargo, no le dificultó una longeva carrera en la competición de básquet más dura del mundo donde fue All Star (1994), mejor Sexto hombre en el año 1993 y elegido en el segundo mejor quinteto defensivo (2000). Una media de 14.2 puntos y 4.6 rebotes son los fríos datos de un ala-pivot que pasó la mayoría de su carrera en los Portland Trail Blazers y los Phoenix Suns.

“Quiero destilar el estigma alrededor del cannabis, la mala interpretación de que los atletas y el cannabis son incompatibles”.

En un alarde irónico del destino, aquello que le reportó una sanción se ha convertido ahora en su nuevo paso empresarial. Cliff Robinson, imitando a celebrities top como Snoop Dogg y Rihanna, ha querido introducirse en el negocio de la marihuana con una empresa de venga legal de cannabis para uso terapéutico para deportistas: Uncle Spliffy.

Cliff Robinson, de la NBA al cannabis - Imagen: PINTEREST

Cliff Robinson, de la NBA al cannabis – Imagen: PINTEREST

La empresa de Cliff Robinson de cultivo y venta de marihuana operará en el estado de Oregón, donde es legal desde el 2014 la manufacturación, procesamiento y venta de cannabis. Uncle Spliffy se define como “la primera marca cannábica deportiva del mundo”. Robinson piensa que en el futuro el deporte será el tercer mayor nicho de la marihuana, tan sólo detrás del consumo recreativo y medicinal: “Es una oportunidad para mí de salir afuera y decirle a las personas un poco sobre mí fuera del baloncesto. Las personas en Oregón me conocen como un hombre de baloncesto, pero quiero destilar el estigma alrededor del cannabis, la mala interpretación de que los atletas y el cannabis son incompatibles”

Robinson, que fue portavoz en la ‘Conferencia Colaborativa de Cannabis’ en Oregón durante el mes de febrero, critica la contradicción que supone sancionar a atletas por consumo de marihuana cuando no es algo que reporte ningún beneficio deportivo: “El cannabis es definitivamente una alternativa positiva que farmacéuticos al final del día. Esas son sintéticas. Hablo de algo que es natural y puede tener el resultado que esperas, al hablar de tensión en los músculos o relajación”.

Uncle Spliffy dispone de una web ya operativa pero en la que sólo puedes registrar tu correo electrónico en una newsletter que promete “no enviar spam”. Mientras esperamos con expectación el lanzamiento de la “primera marca de cannabis y deporte”, Cliff Robinson se erige como el mayor embajador del deporte y la marihuana medicinal.

Foto: Commons Wikipedia

Pennsylvania se plantea la descriminalización de la marihuana

El gobernador Thomas Wolf piensa que se puede hacer más por disminuir los arrestos por pequeñas posesiones

En pleno proceso de legalización de la marihuana con fines terapéuticos, el gobernador de Pennsylvania ha declarado su deseo de despenalizar la posesión de pequeñas cantidades de cannabis para dejar de saturar el sistema carcelario.

El estado inició este pasado mes de abril el camino que le puede llevar al cannabis medicinal. El propio Wolf firmó el proyecto que se alargará, según el Departamento de Salud, hasta 2018. Mientras tanto, el gobernador ha expresado en una entrevista a una emisora de radio local que “hay demasiadas personas que van a la cárcel a causa de la utilización de cantidades muy modestas o que transportan pequeñas cantidades de cannabis, lo que provoca la obstrucción de nuestras prisiones, la destrucción de las familias y se hace daño a nuestra economía. Así que creo que la despenalización es el primer paso”.

Aunque el político demócrata es un reconocido defensor de la marihuana medicinal, ha señalado que prefiere ver primero lo que sucede en Colorado, Washington y Oregón para tomar cualquier decisión respecto a una posible legalización completa del cannabis en el también conocido como Keystone State.

Imagen promocional de algunos productos de Marley Natural

Marley Natural se estrena en sociedad

La marca de cannabis oficial de Bob Marley es propiedad de varios de los vástagos del genial músico fallecido

El pasado miércoles 24 de agosto fue la fecha escogida por Marley Natural para dar a conocer sus productos. La marca representativa de Bob Marley se presentó en Portland (Oregon), dónde la marihuana recreativa es legal, para lanzar su línea comercial basada en el estilo de vida del músico.

Además de cannabis, la marca presentó todo tipo de productos relacionados con la marihuana: champú, lociones corporales, jabón, aceites y pomada para los labios, en precios que van desde los ocho hasta los 25 dólares. También hay pipas y demás herramientas para fumar y portar hierba, que oscilan entre los 35 y 162 dólares. Así mismo, en la presentación se entregó el primer número de la revista bianual “dedicada al cannabis, vida limpia, y el legado de Bob Marley “.

Los artículos de Marley Natural, propiedad de los hijos del cantante, relacionados con el cannabis se podrán obtener en dispensarios de Oregon y no estarán disponibles vía online.

Imagen de Portland, Oregón

Oregón recauda cifras productivas en impuestos de cannabis

Oregón fue el primer estado en descriminalizar la posesión de pequeñas cantidades de cannabis en 1974 y legalizó completamente su consumo en 2014

Aunque ha quedado un poco eclipsado por Colorado y toda la cultura cannábica que se ha generado en el estado con capital en Denver, Oregón también está recibiendo los primeros beneficios generados de la legalización que aprobaron sus ciudadanos en 2014.

El estado ubicado al noroeste del litoral Pacífico ha recaudado 25,5 millones de dólares provenientes de la industria del cannabis recreativo en el primer semestre de 2016. Una cantidad generada gracias al impuesto de 25% con el que se agravan todos los productos relacionados con la marihuana que venden los dispensarios.

Oregón, a la estela de Colorado

Según ha informado la ‘Oficina Legislativa de Ingresos de Oregón’, el ‘Departamento de Hacienda’ ha multiplicado por cuatro la proyección de ingresos estatales derivados de la venta de marihuana previstos para 2017. La cantidad prevista aumentó de un 8,4 millones a 35 millones de dólares. Por su parte,  las ventas de cannabis legal en Colorado ascendieron a 270 millones de dólares el primer trimestre de 2016. De este total, 35 millones son impuestos que irán a parar a las arcas del estado.